Patrulla de papel

Views: 170

Enrique Castillo González

Día del soldado 

Enrique Castillo González

Antes de entrar al tema dejo saber; en este escrito topará usted de frente con aforismos y parágrafos, posiblemente esos hagan descarrilar el vagón donde viajan las ideas hiladas; en defensa del espíritu de este patrullamiento informo; en la redacción del documento de hoy mucho está influyendo la parte roja y viscosa de mi pecho. Sea entonces.

72 horas después de haber recibido el mando supremo de las Fuerzas Armadas Andrés Manuel López Obrador dijo tuve la necesidad de revisar y entrevistarme con los Generales (de división) del Ejército Mexicano y me pude dar cuenta que todos provienen del pueblo, vienen de familias de maestros, campesinos, soldados y agrega subiendo la voz eso me dejó saber que el Ejército Mexicano es, y ya lo había mencionado antes, el pueblo uniformado.

Y eso es cierto, para muestra un botón; va una historia; quien fuera el principal asesor de AMLO para el tema de Defensa Nacional, ello en los días de campaña, me estoy refiriendo al General Audomaro Martínez Zapata; cuando cursaba el tercer año de secundaria, allá en el entonces pueblo de Zapata (Tab), fue encaminado por su maestro de Matemáticas para viajar al Distrito Federal y presentar examen de admisión en el Heroico Colegio Militar (en la calle de Tacuba); el referido maestro era sargento de transmisiones; Audomaro Martínez alcanzó el grado de General de División.

Va otro párrafo. Ha sido algo muy repetido, decenas, tal vez cientos de exitosos militares iniciaron su carrera llegando de la provincia a la ciudad de México con sus poderosos 15 años de edad sobre los hombros, con una maleta en cuyo interior iban dos o tres mudas, implementos de aseo personal, libros, fotografías de la mamá y la novia y un escapulario, y claro, en la frente una poderosa y húmeda bendición de la madre, y digo acuosa pues la persignada iba sellada con un beso en la frente.

La formación de un cadete dentro del Colegio Militar bien se podrá explicar como si fuera una iniciación mística o monacal en las primeras semanas se le quita el barniz que aun trae de la vida civil, en ese proceso (de adolescente a soldado profesional) el cadete es reducido a un mismo nivel y ya desde ahí comienza el proceso de adoctrinamiento forjando con eso además del carácter de soldado un sólido amor a la patria, algo importante.

En los días de la Revolución Mexicana para darse de alta en las filas carrancistas bastaba, para ser cabo, saber leer y si además de saber eso sabías escribir ganabas el grado de sargento. 25 años después para ingresar al H. Colegio Militar el futuro oficial tenía que haber sido soldado, en su cuartel recibía el calificativo de aspirante para un año después ser medido y pesado pues lo que se buscaba era convertirlo en cadete.

Para 1950 el aspirante a Cadete del Colegio Militar podría llegar directamente de la vida civil, la educación secundaria era requisito, entiendo que desde hace poco más de una década los candidatos a Cadetes de tal Colegio deben mostrar el documento de concluidos los estudios de bachiller, y si hace más de cien años el soldado podía estudiar en filas la escuela primaria, años después, también en filas, el oficial tenía la posibilidad de cursar alguna carrera profesional.

Ahora, hoy, en el Ejército Mexicano hay miles de jefes, egresados del HCM, con diplomas de maestrías, así como cientos de generales con títulos doctorales, algunos en Derecho, algotros en administración pública, aunque, no existe duda, la vena de axiología y ética hacia la patria se muestra desde que un oficial egresado del 3 veces “H” entrega el mosquetón (sic) en el depósito y recibe su escuadra de 45 mm (doble sic).

Termina aquí este rosario de aforismos y parágrafos donde, y ustedes seguramente se dieron cuenta, el escribidor se excedió en el autodominio y terminó convirtiendo este apunte en una suerte de charla difusa.

Último patrullaje.- El Presidente López Obrador debe ver en su Secretaría de la Defensa Nacional a un aparato observador del Mando Lineal, como él mismo lo dijo, la Plana Mayor surge de una selección natural y sus Generales, iniciaron su carrera llegando a las puertas del Colegio Militar con una maleta, 4 mudas, implementos de aseo y en las mejillas y frente las bendiciones y besos de una madre orgullosa (nunca dejé mis aforismos).

Último patrullaje.- 1er aviso, allá, debajo de manglares y sobre la arena que hace rivera en la laguna, se elabora a mano, como debe de ser todo escrito de honor, un cuaderno que servirá para ser consultado por aquellos mexicanos que, dentro de 30 años, estén asumiendo algún mando de unidad, y/o trabajen frente a un grupo de alumnos; el cuaderno que hoy está en la recamara lleva en cada letra un átomo del Mixtli que lo escribe.

Balazo al aire.- Páginas del libro de la historia… para la juventud de mi patria querida (quien entendió, entendió).

Oxímoron.- Vergüenza de honor.

Haiku.– las nochecitas en tu cara,

              eclipsadas por

              el medio día de tu sonrisa…

error: Content is protected !!