Patrulla de papel

Views: 128

Enrique Castillo González

Esto no es verdad, pero…

Enrique Castillo González

Y cuando comenzábamos a preparar la bienvenida al nuevo integrante de esta mesa de trabajo y mientras, desde su lugar, Taylor Coldwell nos comentaba las bondades de ver el mundo desde la óptica de las viejas cortes helénicas y, también desde su sillón, Paspartú nos comentaba de los hermoso que se ve Acapulco desde los acantilados del hotel Flamingos, de pronto llegó un mensajero con información que nos obligó a explotar en la emblemática frase, tal vez inventada por Mr. Heartz ¡paren las prensas!

Las autoridades del Ayuntamiento de Acapulco han intervenido de manera firme dentro de un sector de la colonia “Colosio”. Brigadas encabezadas por la Dirección de Desarrollo Urbano se hacen de las calles y se dan a la tarea de tomar nota y levantar actas señalando el cúmulo de ilegalidades y hasta delitos cometidos a lo largo y ancho de las calles dentro del espacio conocido como “SECSA I”. Con esas autoridades municipales van empleados del INFONAVIT e incluso, también los acompañan entes de la Comisión de Derechos Humanos.

Personal de vía Pública, Saneamiento Básico, Reglamentos, de la Comisión de Agua y Alcantarillado (CAPAMA) Saneamiento Básico y Salud Municipal se desplegaron sobre los mismos espacios que minutos antes lo hizo Desarrollo Urbano; por supuesto que la oficina de “Imagen urbana” al final fue la cereza en el pastel; obvio que el enorme apoyo de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal fue sustancial para el buen éxito de estas operaciones estrictamente de responsabilidad municipal. Elementos de las Policías Urbana y Vial desarrollaron acciones para proteger las taras de los otros servicios públicos. ¿Cuál fue el resultado?

12 horas después de la llegada del personal de Desarrollo Urbano a la sección de SECSA I del conjunto habitacional Colosio al sur de la Ciudad de Acapulco todas las direcciones involucradas habían levantado su reporte y, en los casos de dar vista al Ministerio Público, ya el área jurídica del mismo Ayuntamiento porteño estaba procediendo; como sea, los funcionarios municipales habían estado en su modo profesional y las cosas se desarrollaban además dentro del estado de derecho, llevadas a cabo con todo profesionalismo. La Unidad Habitacional Luis Donaldo Colosio ahora estaba perfectamente iluminada, sin ningún foco de infección prendido y con todos los servicios dados por ese ayuntamiento activos; cero vehículos chatarra sobre calles y banquetas y cero invasión de espacios públicos, ah, por supuesto que la Dirección de Transporte coadyuvará desde ya imponiendo orden en el ir, venir y estacionar de las unidades de transporte público; como siempre, el secretario General del Gobierno Estatal, hablo del ínclito Florencio Salazar Adame, está pendiente de apoyar en cuanto sea necesario. El objetivo trazado por la brillante alcaldesa (al fin magistrada con licencia) fue, además de restablecer el Estado de Derecho, regresar las condiciones de orden, civilidad y mejoría a esa zona del puerto.

Ahora, por favor amigo lector de esta sabatina columna, lo que va usted a leer a continuación es la parte importante de todo el escrito anterior; es más, le pido que vuelva usted al título de esta columna… todo lo escrito en los 3 párrafos anteriores, ES TOTAL Y ABSOLUTAMENTE FALSO.

Hoy, en todas las colonias de este hermoso puerto de Acapulco impera la inacción de la autoridad municipal (y estatal en lo que tiene que ver con transporte público), más invito a usted lector que nos responda ¿a poco no sería bueno (porque necesario sí que lo es) que el Ayuntamiento de Acapulco tomara un acción de ese calado, ¿sabe cuándo lo va a hacer?

Último patrullaje.- En Guerrero la actividad más productiva es la política. El trato y arrebato de los fondos y recursos públicos es (malamente) considerado factor necesario para la gobernabilidad. Aquellas amenazas de “no se les ocurra despertar al Guerrero bronco“, lanzadas por Tata Layo, se referían a no se les ocurra romper el orden que nosotros los caciques hemos institucionalizado acá, de hacerlo aténgase a las consecuencias.

Balazo al aire.- Platicando un sueño de opio.

Greguería.- A nuestro Think Tank llegó a ocupar una silla el Arquitecto Fulcaneli. Más allá de haber alzado los muros de la catedral de Notre Dame, este rector de espacios y ambientes es un enamorado de Acapulco.

Oxímoron.- Levantando un hoyo.

Poema corto.- ¡Me lees, porque me lees!

                          grafitearé los muros de tu calle

                         Te amo noche, no quiero el día.

error: Content is protected !!