Sin medias tintas

Views: 326

Jorge VALDEZ REYCEN

• RJC: Dejé en paz a Guerrero, cuando me fui

• “Lo desmadraron”, critica el exgobernador

• Astudillo lo recibió “en llamas”, ¿lo olvidan?

René Juárez Cisneros fue categórico: “Yo dejé a Guerrero en paz, cuando me fui de la gubernatura. ¿Y qué hicieron después? ¡Lo desmadraron!”.

Héctor Astudillo Flores recibió a Guerrero literalmente en llamas… ¿ya se les olvidó? –recordó el exgobernador que es el coordinador de la IV circunscripción del PRI y candidato a diputado federal plurinominal y se encuentra en campaña electoral a favor de José Antonio Meade Kuribreña.

Juárez Cisneros atizó a los gobiernos emanados del PRD –sin mencionar a nadie— de haber sumido a la entidad en los últimos años en una ingobernabilidad, que ahora de manera cínica, perversa, mentirosa, pretenden mentirle a los guerrerenses. Expuso que el gobernador Astudillo “no es mago, ni hace alardes de magia, pero ha logrado recuperar la gobernabilidad y ha impulsado al turismo para que deje derrama económica y ésta se traduzca en empleos, y a su vez genere comida en las mesas de los trabajadores. Eso es a final de cuentas buscar la paz”.

Fiel a su estilo, recordó su frase: “Guerrero no es Disneylandia” y a Guerrero “le debe de seguir apoyando con recursos y obras sociales el Estado Mexicano que tiene una deuda histórica con este estado del sur. Guerrero es un asunto de seguridad nacional, lo dije y lo reafirmo ahora”, señaló el originario de Acapulco.

Entrevistado por reporteros que transmiten vía redes sociales en periódicos digitales y postean al instante las declaraciones, Juárez Cisneros hizo varias remembranzas de su paso por la gubernatura y de su legado como gobernador: “dejar un estado en paz”. Pero alzó la voz para preguntarse: ¿Y qué pasó después?… ¡Lo desmadraron!”.

Recordó que hace unos días un empresario lo abordó y conversó con él y le preguntó “tú pagas impuestos? Sí, le respondió. ¿Y qué pensarías de aquel que ofrece que tus impuestos en lugar de que se apliquen en la construcción de una carretera, un hospital o una escuela vayan a parar a gente que no trabaja, no estudia y no hace nada? ¡Pues de pendejo pago impuestos!

Y más aún: ¿No gobernaron la Ciudad de México? ¿Y qué hicieron? ¿Ya se les olvidó que tuvieron la oportunidad de gobernar y dejaron un tiradero?

La mentira, el cinismo están de ese lado… recordó en alusión al PRD y sus gobernantes emanados de ese partido.

El exgobernador de Guerrero y actual senador con licencia anunció que volverá a Guerrero a hacer política. ¿Por la presidencia de Acapulco? –se le preguntó.

–No, ya estoy grande… pero volverán a ver al negro de la Costa.

–¿Qué opina de Zeferino, que va por el PT?

–Va por el quinto lugar, ¿no?

A la política, dice René, se le debe abonar una palabra que lo dice todo: congruencia.

Ya no quiso decir más. Lo rodearon mujeres, jóvenes y a los niños les compró gelatinas, churros, palomitas… les dijo a todos que lo más bonito que puede sentir un exgobernador es regresar con su pueblo y sentir el aprecio y respeto. Venir con mis paisanos y verlos a la cara, sentir sus manos que te saludan con un apretón y abrazos. Eso me llevo en el corazón y aquí estoy con mi gente, con mi raza.

Se subió al volante de un Jetta negro GLI y manejó, como siempre lo hio en su gobierno. A los reporteros les envió saludos, también.

–Oiga, ¿nomás a uno? Lo van a linchar… Déjalo que lo violen… jajajajajaja. Y se despidió con la mano en alto.

René Juárez Cisneros dio “carnita”… y dejó sus palabras abiertas, encendidas… SIN MEDIAS TINTAS.

error: Content is protected !!